Jorge Mittelmann edita nuevo libro de filosofía

Martes 22 de enero de 2019

Tras el exitoso resultado de un congreso internacional organizado por los profesores Jorge Mittelmann, del Instituto de Filosofía de la Universidad de los Andes, junto al Marcelo Boeri, de la Pontificia Universidad Católica de Chile, donde se abordó la sicología de Platón y Aristóteles, ambos académicos decidieron recopilar las ponencias que allí se presentaron.

A ellos se unió Yasuhira Kanayama, de Nagoya University, en Japón, y juntos editaron Soul and mind in greek thought. Psychological issues in Plato and Aristotle, un texto que reúne una serie de ensayos que reflexionan sobre el alma humana y la concepción filosófica de la mente, en la antigua Grecia.

“El libro, de la Editorial Springer, presenta versiones ampliadas de las contribuciones que se presentaron en este congreso, el que financiamos con nuestros proyectos Fondecyt regular junto a Marcelo Boeri”, explica Mittelmann, quien invitó a Javier Aoiz, profesor de la Universidad Católica de Temuco y la Universidad Simón Bolívar de Caracas; José Antonio Giménez, académico del Instituto de Filosofía de la UANDES y a Luciano Garófalo, doctorando del programa Doctorado de Filosofía de la UANDES, a comentar la obra durante su lanzamiento.

“Este trabajo recopila textos científicos sobre el tratamiento del alma en la filosofía antigua, que busca puentes y puntos de contacto con problemas contemporáneos sobre la mente, la teoría de la acción, la psicología moral, y es exitoso en lograr mostrar estos puntos de encuentro. Los textos de la antigüedad sirven para comprender mejor, iluminar problemas contemporáneos”, sostiene José Antonio Giménez.

Para Luciano Garófalo, en tanto, el volumen editado por Mittelmann “es importante para ver los problemas contemporáneos filosóficos, pero también a nivel de preocupaciones sobre puntos particulares de la sicología humana, a través de la perspectiva antigua. Porque a pesar de ser antigua, no deja de ser importante. Creo que el libro es un buen modo de acercarnos a estos temas, a través de especialistas en la materia”.

Por último, para Javier Aoiz la publicación “muestra que hay una comunidad vigorosa en Chile de cultivo de la filosofía antigua, con unos estándares muy altos, y que también integra profesores de Japón, Europa y otros ámbitos, lo que es fundamental para el desarrollo de la comunidad intelectual. Este es el poder de los clásicos, ya que todavía los leemos y aportan a discusiones absolutamente actuales. Porque la filosofía antigua no es arqueología, es algo que está presente y es muy importante”.