Sebastián Reyes, un caso de éxito del Business Challenge UANDES

Martes 8 de enero de 2019

Sebastián Reyes, creador de Switch, y el profesor Mario Tessada, de la Facultad de Ingeniería Comercial, en el taller donde se fabrican las tablas de skate. La primera tabla que confeccionó es la color madera natural, y se la regaló de recuerdo a su mentor.

Tras ganar el Business Challenge en 2017, competencia que organizó la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales UANDES, Sebastián Reyes echó a andar su proyecto de fabricación de tablas de skate, que en estos dos años ya tiene nombre -Stwitch- y cuenta con varios productos vendidos.


Su gusto por el skate data de la infancia, sin embargo, siendo alumno del colegio Redland, se enfrentó al desafío de fabricar artesanalmente una tabla de skate para la asignatura de educación tecnológica.
Esto lo llevó más adelante, en segundo medio, a participar en el Business Challenge de Ingeniería Comercial UANDES con un proyecto de tablas de skate. Ganó la categoría escolar y los dos millones de pesos para poner en marcha este sueño. Entonces, se lanzó a investigar sobre los distintos tipos de maderas, las máquinas chilenas y americanas para fabricar tablas y la manera de estructurar eficientemente los costos de producción.


En todo este proceso, Sebastián no estuvo solo. Lo acompañó como mentor el profesor Mario Tessada, quien dicta cursos de Análisis de Industria, Finanzas, Política de Negocios y Teoría de Inversiones en la Facultad. “Es un joven muy busquilla”, dice Tessada, “llegó siempre, a las 8 ó 10 reuniones que sostuvimos, con la investigación y los análisis muy bien hechos; entonces yo lo aconsejaba respecto a las decisiones que podía tomar y él escogía la opción a seguir”.


En su taller, ubicado en Las Condes, realiza toda la faena, desde el corte de la madera; su paso por la prensa; y el proceso de lijado, pulido, tinte y lacado. “En terminar una tabla tardo más o menos una semana y media, pero, puedo estar haciendo varias al mismo tiempo”, explica. El costo final de cada una de ellas es $40.000.

 

Sebastián en su taller, donde realiza toda la faena, desde el corte de la madera, su paso por la prensa, lijado, pulido, tinte y acabo.


Para él, la oportunidad de participar en el Business Challenge y desarrollar su idea de la mano de la Facultad, le permitió descubrir una habilidad que hoy lo define, diferencia y destaca entre los jóvenes de su edad. “Si no fuera por la UANDES, la competencia y la ayuda del profesor Tessada, no habría concretado este negocio que me llena de orgullo”. Es por eso que, después de recibir sus puntajes PSU hace unas semanas y teniendo clara su vocación de ingeniero comercial, escogió esta Universidad para seguir su carrera.


Conoce más sobre el negocio de Sebastián, en Instagram, en @switchskates.